LA PROMESA DE ÍTACA

La promesa de Ítaca fue una formada a partir de dos bandas anteriores. La salida de Sin consenso y de La banda de los martes, dio lugar a uno de los acontecimientos musicales más importantes en la historia de Juan Trece, y se debe a que, acompañado de tres músicos de aquella misma banda, nacía, en mayo de 2014 La promesa de Ítaca, proyecto del que formó parte como guitarrista hasta su disolución en enero de 2017. Con La promesa de Ítaca quedaron a un lado definitivamente las versiones de clásicos y estuvo dedicado por completo a la composición de temas propios. Esta nueva banda estaba integrada por Juan Trece a la guitarra, Ranuchi al bajo, Emilio a la guitarra y Rosana a las voces y con tan solo un mes y medio de historia tuvo la oportunidad de debutar en directo. El salto a la fama fue en junio de 2014 en la Escuela de Música de Almería, donde interpretaron el tema de Rosana Momento a momento. Era el paso más importante desde la formación de Sin consenso, cuatro años atrás. Tres días más tarde, La promesa de Ítaca volvía a participar en otro directo, esta vez coincidiendo con el Día internacional de la Música, en el Paseo Marítimo de Almería. Fue una tarde genial donde tuvieron la oportunidad de interpretar cinco temas del repertorio.

Dos directos más completaron los conciertos de la banda y ciertos pequeños problemas internos hicieron que todo el fuelle que tenía La promesa de Ítaca se fuera perdiendo, se fuera aflojando. El principio de 2015 fue un momento delicado en el que la falta de interés y de compromiso por la banda fueron la tónica generalizada. De alguna forma se estaban empezando a perder las ganas que había al principio y el grupo comenzaba a enfriarse. Todos estos motivos dieron lugar a que Juan Trece tratara de seguir avanzando, aunque en otra dirección. Basándose en el formato probado en La banda de los martes comenzó a reunir material para dar forma a otra nueva banda. Con este proyecto en mente y con Ranuchi de compañero, empezaba de nuevo la construcción de otro proyecto en que dejarse la piel. Surgía así Viajando con lo puesto.

Después de unos meses de compatibilizar las dos formaciones, Rosana abandonaba el grupo, quedando La promesa de Ítaca en formato de trío con Juan Trece a las voces y guitarra, Emilio a la guitarra rítmica y Ranuchi al bajo. Más tarde, y tras la creación de Calandria Club, resultó imposible compaginar ensayos para las tres formaciones y el 8 de enero de 2017 La promesa de Ítaca quedaba oficialmente disuelta.

Compartir
Scroll UpScroll Up